¿Cómo usar EFT para volvernos más desapegados al desenlace?

Aumentando tu efectividad con EFT, parte 13.

¿Alguna vez escuchaste el consejo de «no estar apegado/a al desenlace»? Suele ser muy útil para diversos ámbitos, tales como las finanzas, las ventas, las citas románticas, etcétera.

¿Por qué resulta importante poder estar desapegados al desenlace? (en la mayor medida que sea posible). Porque el estar demasiado apegados al desenlace tiende a jugarnos en contra. En primer lugar, obtener el desenlace deseado no suele estar completamente dentro de nuestra esfera de control. Es decir, por ejemplo, no podemos controlar que la persona que nos gusta quiera salir con nosotros en una cita, o que alguien decida contratar nuestros servicios. Podemos influenciar hasta cierto punto estas cuestiones con nuestras acciones, pero nunca controlarlas por completo.

En segundo lugar, el estar apegados al desenlace tiende a generar mucha presión, tanto para nosotros como para la otra persona. También tiende a dificultar el poder mantenernos en el momento presente, atentos a lo que sucede. Y, asimismo, puede hacer que nuestro sistema nervioso entre en «modo supervivencia» frente a la preocupación de: «¿qué pasa si no obtengo el desenlace que deseo?».

Ahora bien, ¿significa esto que si estamos desapegados al desenlace todo nos da lo mismo, y no tiene sentido esforzarnos? De ninguna manera. Se trata de poder abordar las distintas situaciones de la vida con la mentalidad de «alta intención, bajo apego». En otras palabras, nos esforzamos en pos del mejor desenlace, pero sin sentirnos mal frente a la posibilidad de no obtenerlo.

Entonces, ¿cómo podemos utilizar EFT para disminuir nuestro apego al desenlace? Es simple: debemos aplicar EFT sobre nuestras reacciones emocionales negativas ante la idea de no obtener el desenlace que deseamos.

Por lo tanto, aplicando lo que aprendimos en artículos anteriores, podemos imaginar un «evento futuro» en el cual no obtenemos la cita/venta/desenlace que deseamos y preguntarnos: «¿Qué sentimiento, emoción o sensación emerge ahora en mí al imaginar esta situación?». Luego podemos usar la Receta Básica de EFT como de costumbre, prestando atención a los aspectos cambiantes luego de cada ronda.

Por lo tanto, nuestra primera ronda de tapping podría ser: «Aunque cuando imagino que al finalizar mi próxima entrevista laboral, el entrevistador me dice ‘gracias, estaremos en contacto’, y me doy cuenta por su tono de voz que no piensa volver a contactarme, siento esta tristeza en el pecho, realmente quería conseguir este empleo, y acepto lo que siento». Y como frase recordatoria en los demás puntos: «esta tristeza en el pecho».

Al finalizar la sesión, luego de trabajar los distintos aspectos que fueron emergiendo, con algo de suerte no sentiremos esa reacción emocional al imaginar que tal vez no obtengamos ese empleo. Quizás ahora incluso percibamos que: «si bien es cierto que necesito un empleo, no tiene por qué ser necesariamente este en particular. Hay muchos empleos a los que podría intentar aplicar, o incluso podría comenzar mi propio emprendimiento». Por ende, a medida que nuestro sistema nervioso deja de estar en «modo supervivencia» podemos tener una mayor «mentalidad de abundancia», en vez de una «mentalidad de escasez».

Esto nos permitirá concurrir a esa entrevista laboral teniendo la mentalidad de «alta intención, bajo apego» que mencioné anteriormente. Gracias a eso probablemente podamos estar más tranquilos y relajados como para poder responder adecuadamente a las preguntas que nos haga el entrevistador.

Entonces, en síntesis, ¿cómo podemos usar EFT para lograr estar más desapegados al desenlace? Trabajando nuestras reacciones emocionales negativas ante la idea de no obtener el desenlace que deseamos. Tal vez incluso sea necesario trabajar los recuerdos de aquellas veces en que no obtuvimos dicho desenlace, si es que al pensar en ellos notas que todavía tienen asociada alguna intensidad emocional displacentera.

Eso es todo por hoy. Espero que este artículo te haya sido de ayuda. Me llamo Bruno Sade y soy practicante certificado de EFT, así como también psicólogo matriculado en Argentina. Utilizo EFT como herramienta para ayudar a las personas (que hablan inglés o español) a cambiar sus reacciones emocionales. También suelen consultarme aquellas personas que buscan superar la procrastinación y el miedo a ser juzgados/as o rechazados/as.

Me encantaría saber: ¿Qué opinas de este enfoque? ¿Qué otras recomendaciones se te ocurren para trabajar nuestro apego al desenlace? Házmelo saber aquí abajo en los comentarios.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.